Blogia
HHR - NEWS

Denuncian represión a bases de apoyo zapatistas por Unión de Ejidos La Selva

 

Llaman a boicot de consumo contra El Café La Selva, principal socio de la UES

La organización violenta su compromiso de responsabilidad social, ecológica, moral y ética

HERMANN BELLINGHAUSEN / La Jornada

San Cristobal de las Casas, Chis., 3 de agosto. Ante las amenazas de miembros de la Unión de Ejidos La Selva (UES) contra la comunidad zapatista 24 de Diciembre en el municipio autónomo San Pedro de Michoacán, diversos organismos civiles respaldarán un boicot contra la cadena de cafeterías El Café La Selva, cuyo socio y principal distribuidor es precisamente la UES.

El Centro de Análisis Político y Estudios Sociales y Económicos (Capise) destacó que la cadena de cafeterías obtuvo el premio New Ventures 2002, otorgado por el Resources Institute, el cual considera "iniciativas de toda América que cuenten con desarrollo social, sostenible y empresarial". El reconocimiento define a El Café La Selva "como una de las propuestas de negocios con 'responsabilidad social y ecológica más sólidas de toda América', que hacia 1990 obtuvo certificación orgánica de la Organic Crop Improvement Association (OCIA) y de Naturland".

Dos terceras partes del aromático cultivado por los campesinos de la UES son exportadas como café verde sin tostar a Holanda, Dinamarca, Alemania, Inglaterra, Estados Unidos y Canadá. "El tercio restante es vendido mediante su cadena de tiendas, con la ayuda de la organización Vínculo y Desarrollo. Existen más de 20 puntos de venta de Café La Selva en México, Europa y Estados Unidos".

Capise convocó a la sociedad civil, a las organizaciones mexicanas y a la otra campaña "a realizar una campaña nacional e internacional de información sobre la represión de la UES y Café La Selva contra bases de apoyo zapatistas, desplazados de guerra". Llamó a un "boicot de consumo" y a enviar cartas de protesta a OCIA y Naturland, así como a Certificación de Comercio Justo FLO Internacional, "por mantener la certificación de Comercio Justo a la UES, cuando violenta su compromiso de responsabilidad social, ecológica, moral y ética".

En torno al mismo asunto, La Jornada recibió un correo electrónico semianónimo (la ficha de Hotmail, en caso de ser auténtica, se refiere a un "agricultor" de entre 25 y 34 años de edad, presuntamente poblador del área): "Antes que nada es aclarar que el reportero está sacando notas que no son ciertas. Está sacando de lo que dicen los supuestos zapatistas, sin embargo la verdadera informacion no está saliendo, esta gente que está ocupando estas tierras son gente que viven de un lugar a otro y realmente no son personas trabajadoras y en ningun momento les ha echado fuera el Ejército, cabe mencionar que estas personas han vendido sus tierras y andan quitando tierra donde no les pertenece."

La versión, que no se sostiene en los hechos, es muy similar a las empleadas anteriormente por grupos de Paz y Justicia y Opddic, en otras regiones donde hay comunidades autónomas en tierras recuperadas en cercanía con bases militares, con los argumentos: no son zapatistas/son ladrones/no trabajan/vendieron sus tierras. Por cierto, cuando estos zapatistas fueron despojados en 1995, las tierras ejidales aún no podían venderse; no había llegado el Procede.

Durante la conferencia de la comandancia del EZLN con representantes campesinos del mundo, el 19 de julio en esta ciudad, el comandante Tacho hizo referencia al mismo sitio. Recordó los no lejanos tiempos en que dichas tierras pertenecían a los finqueros. "Prácticamente controlaron un territorio a costa de nosotros los indígenas que ahí vivíamos acasillados en las fincas. Las condiciones de vida fueron de extrema pobreza. Nos moríamos por enfermedades curables, no había educación, la mayoría de los pueblos no supieron escribir ni leer. No había carreteras para ir a una ciudad, de ida y vuelta llevaba 9 días; si era por medicina, a veces ya no se encontraba vivo el enfermo.

"Mientras que los finqueros estaban talando miles y miles de metros cúbicos de madera, desde el señor Belisario Domínguez gobernaban y mandaban de grandes extensiones de tierras, y luego pasó en manos del señor Matías Castellanos y esto pasó de padres a hijos con esta explotación de miles de árboles, el cual nosotros conocimos". El comandante tojolabal detalló a su audiencia: "se darán cuenta cuando vayan rumbo al caracol de La Realidad, pasando por Las Margaritas y el ejido Chiapas, hasta llegar a ejido Nuevo Momón, toda esa cañada fue explotada, por tercera ocasión, entre Absalón Castellanos Domínguez y Ernesto Castellanos".

Allí se localiza 24 de Diciembre, así como la base de operaciones del Ejército federal de Rancho Momón, las comunidades Nuevo Momón, El Edén y Cruz del Rosario, y a partir del 17 de julio la "aldea" piloto Nuevo Gracias a Dios, establecida amenazadoramente por personas que no viven allí, con el apoyo material de la base militar. El acceso al "ejido" de miembros de la UES es el camino trazado por el Ejército federal entre su puesto de observación permanente a cargo de soldados sin uniforme, y el cuartel tierra adentro. Recuerda métodos muy socorridos en los años negros de Guatemala y Colombia para confrontar a los indígenas.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres