Blogia
HHR - NEWS

¿Qué podemos encontrar detrás del disfraz "socialista" de Hugo Chávez?


Por Mario Bravo Soria 

Desde finales del año pasado, Hugo Chávez anunció la creación del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV): "Declaro que voy a crear un partido nuevo. Invito a quien me quiera acompañar a venirse conmigo. Los partidos que quieran, manténganse, pero saldrán del gobierno. Conmigo quiero que gobierne un partido. Los votos no son de ningún partido, son de Chávez y del pueblo, no se caigan a mentiras. (...) aquellos partidos que estén establecidos y que no quieran, están en total libertad de seguir su camino. No voy a perder tiempo y enfrascarme en un debate que sería insulso. Eso no sirve". 1

Estas declaraciones reflejan la forma en que se maneja políticamente: no llama a una discusión democrática sobre lo que conviene al pueblo venezolano, sino que está avisando que ha tomado la decisión de crear un partido, sin preguntar ni consultar; él construye las instituciones para sus intereses, tal como sucedió con el partido que lo llevó a la presidencia en 1998, el Movimiento Quinta República (MVR), el cual unió a una serie de organizaciones políticas 2 bajo el manto de este partido, desde el cual Chávez fungía como presidente del mismo y las decisiones trascendentales pasaban por él, designando candidatos a puesto de elección popular por medio de "dedazos".  

Hugo Chávez y el "PRI del Siglo XXI"

Desde el MVR y hasta el proyecto actual del PSUV, podemos apreciar que la verdadera intención del "chavismo" es la de tener bajo control a las distintas expresiones políticas y sociales que simpatizan con su régimen. Tal cuestión, nos lleva a recordar el nacimiento del Partido Nacional Revolucionario (PNR) en México (1929), creado por el "jefe máximo de la revolución", Plutarco Elías Calles. El argumento de Calles fue el de aglutinar a toda la "familia revolucionaria" en una sola organización (el parecido con las declaraciones de Chávez no es mera coincidencia). Se trataba de tener bajo el manto del partido a toda la clase política oportunista que surgió después del movimiento revolucionario, para poder seguir sirviéndose del poder, pero de forma "organizada".

Con la llegada al poder de Lázaro Cárdenas, cambió el nombre a Partido de la Revolución Mexicana (1934), y modificó sus objetivos: ahora debía también agrupar a sindicatos obreros, organizaciones campesinas, indígenas y populares, esto mediante métodos coercitivos, con lo que garantizó que no hubiera mayor disidencia entre los sectores dominados. En el mismo sentido, el proyecto de partido "socialista" que anuncia actualmente Hugo Chávez, se evidencia claramente como una forma de control de los distintos sectores que apoyan al régimen, dejando de lado a quién no esté afiliado a este "partido".

Posteriormente, en México el PRM dio paso al PRI (1946), dejando así más afianzado el modelo de dictadura del partido enraizado en el poder.  

Control del movimiento obrero y de masas

La propuesta de creación del PSUV, tiene como intención mantener bajo control a las organizaciones que simpatizan con la llamada "Revolución Bolivariana". Chávez maneja un tipo de gobierno en donde se deja de manifiesto que una clase privilegiada es la que está en el poder, y que los trabajadores, campesinos, obreros, indígenas y otros tantos sectores, simplemente no tienen la opción de decidir el rumbo del país desde sus organizaciones, y mucho menos ahora que deberán subordinarse a los preceptos del nuevo partido.

La creación del PSUV servirá como forma de mantener el "orden", parecido a lo que ocurrió con el PRI en México. Un claro ejemplo de esta táctica de Chávez es su injerencia en la Unión Nacional de Trabajadores (UNT), intentando imponer en ella a gente ligada al gobierno.

El año pasado, en mayo, se llevó acabo el II congreso de la UNT, en donde el gobierno continuó con la cooptación de la dirigencia sindical. Francisco J. García, quien fue uno de los participantes, describe así este proceso: "Es un esquema neocorporativo, que invita al dirigente sindical a formar parte del aparato del Estado. Es así como hoy vemos a dirigentes sindicales con teléfonos, vehículos, viáticos y privilegios otorgados por el Estado o las empresas del Estado, con las cuales tienen relaciones, siendo el riesgo de esta situación la posibilidad de una colaboración de clases y la contribución en el control social" 3

Es así como el Estado planea controlar la vida sindical mediante su intromisión en las organizaciones de los trabajadores, o bien, teniendo a éstas bajo control mediante su afiliación al PSUV.  

Qué es un verdadero partido socialista

Un partido socialista debe ser un instrumento político para que el proletariado ascienda al poder, pero de ninguna forma es la estructura que lo decide y lo gobierna todo de manera autoritaria. Son los trabajadores y campesinos pobres los que a través de sus propias organizaciones ejercen el poder en un sistema socialista.

     ¿Qué futuro democrático le espera a este Partido Socialista Unido de Venezuela si es creado bajo decreto de Hugo Chávez? ¿Ese es el "socialismo del siglo XXI" que plantea Chávez? ¿Es democrático un modelo en donde se intenta tener controladas a todas las fuerzas que le son afines al régimen bajo el yugo de un partido, y quien se atreva a disentir, estará fuera de toda opción de decidir el rumbo del país? ¿Cuál es el ejemplo de democracia que da Chávez cuando toma decisiones de gran trascendencia, y anula el debate que debe surgir en toda sociedad que aspira a ser incluyente y sin caudillismos?

Chávez seguirá repitiendo que él encabeza "el socialismo del siglo XXI", como si de modas o etiquetas se tratara esto de las posturas políticas. El socialismo, sin duda, no se logra por decretos presidenciales o con remedos de partidos socialistas. Se logra entre otras cosas, con el pueblo ejerciendo el poder, a través de sus propios organismos construidos desde abajo, y no con un militar que se deleita con la imagen que el espejo le refleja a diario.

 

by. Partido Obrero Socialista-Movimiento al Socialismo
www.movimientoalsocialismo.com.mx 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

seguros -

Hugo Chávez pierde “su” referendum

Hugo Chávez ha aceptado los resultados oficiales y ha dado las gracias al pueblo en directo por televisión. La tensión ha sido máxima por la espera. El Gobierno se encargó de filtrar sondeos en los que el Sí ganaba por un estrecho margen, pero finalmente el No ha ganado.

El triunfo del No evita, de momento los planes de Chávez. Entre ellos el presidente pretendía instaurar un sistema socialista que cambiará 69 de los 350 artículos de la constitución venezolana actual. Un cambio que iba a modificar todas las estructuras del país otorgando poderes casi ilimitados a Hugo Chávez, además de mantenerlo en el poder de forma vitalicia. Pero el No ha ganado en Venezuela.

Es de destacar el importante papel que han jugado los estudiantes frente a unos partidos de la oposición totalmente narcotizados.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres